La reconstrucción de la memoria histórico-educativas.

Esta es la experiencia educativa llevada a cabo en el Colegio Alemán “Alberto Durero” de Sevilla, donde un grupo de abuelos y abuelas han tenido la oportunidad de aportar “sus memorias” a los alumnos de primaria, esto es, a sus nietos.
Un equipo de investigación del Museo Pedagógico Andaluz se le ocurre estudiar y recuperar la memoria histórico-educativa de Andalucía. Idean un proyecto que lo titulan: “El regreso de los abuelos a la escuela”. El objetivo es muy claro. Sensibilizar a los pequeños de la sociedad en la necesidad de conservar, perpetuar y difundir la memoria material e inmaterial de la educación andaluza. Trabajan con alumnos de 6º de primaria.
Con ese objetivo abren las puertas del colegio a los mayores y, consiguen:
– Recuperar, valorar y difundir una parte del patrimonio inmaterial de la historia de la educación.
– Utilizar a los abuelos como fuentes históricas para el desarrollo de los contenidos de Ciencias Sociales.
– Dignificar, ensalzar y revalorizar la figura del abuelo.
– Reconocer a las personas mayores como miembros importantes de la unidad familiar.
El proyecto se diseña desde la premisa constructivista. Es decir, tanto los alumnos como los abuelos adoptan un papel activo donde intentan dar significado al mundo que les rodea y den sentido a toda su experiencia personal.
El proyecto presenta las siguientes actividades:
1. El centro elabora una carta a los domicilios pidiendo la colaboración a los abuelos.
2. En el aula de 6º, los alumnos elaboran una postal donde expresan sus mejores sentimientos hacia sus abuelos. Se les envían.
3. Elaboración de un árbol genealógico familiar en casa con ayuda de los abuelos.
4. Exposición oral en clase del trabajo realizado en casa.
5. Elaboración de un cuestionario en clase para recoger información del pasado educativo de los abuelos.
6. Los alumnos pasan los cuestionarios a sus abuelos. Muy interesante si se hacen gravaciones en voz, ya que genera un rico patrimonio histórico-educativo inmaterial
7. Vaciado de su contenido en una tabla Excel.
8. Elaboración de un informe descriptivo de carácter cuantitativo y cualitativo.
9. Análisis final de cada una de las cuestiones tratadas.
10. Exposición en el colegio sobre instrumentos, recursos y materiales histórico-educativos de la época escolar de los abuelos.
11. Mesa redonda de los abuelos con la finalidad de intercambiar hechos, ideas, sentimientos, etc. sobre las vivencias escolares. Luego se abre un turno de debate donde el alumnado plantea interrogantes, dudas…
12. Desayuno cultural-histórico-educativo que se completa con juegos tradicionales, teatro, cuentos, canciones…
Con esta experiencia (proyecto) se logra superar la tradicional visión lineal y fosilizada de la historia, que ha venido caracterizando al currículo escolar actual. Sobre la base de una didáctica crítica, se intenta que el alumnado sea capaz de mirar al pasado para cuestionar la realidad presente, lo que nos lleva a propiciar un auténtico pensamiento histórico-educativo. Se consigue dar un uso público a la memoria histórico-educativa en la escuela donde se genera conciencia histórica, social, educadora, ética, cívica y ciudadana.
(Cuadernos de Pedagogía, nº404, Septiembre 2010)
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: